TRIANGULOS DE PASTA FILO RELLENOS DE PERA Y GORGONZOLA

Hoy tenemos receta rápida!! Y es que estos triángulos de pasta filo rellenos de queso gorgonzola y pera y decorados con sésamo y semillas de amapola se hacen en un momento!! Solo necesitamos encender el horno y un pincel (los que hayan utilizado la pasta filo alguna vez me entenderán perfectamente (Los que no tendréis que ver la receta!!).


La pasta filo tiene su origen en la cocina de Oriente, el Magreb y Turquía aunque ahora su uso se ha extendido mundialmente. Se trata de capas de masa muy finas, del grosor de un papel que se superponen unas con otras para crear un efecto parecido al del hojaldre aunque son mucho más delicadas. Esta masa se hace con harina, agua y aceite, y hay que conseguir láminas súper finas, aunque actualmente podéis encontrar en todos los supermercados ya preparada y de una excelente calidad. Podéis rellenar la pasta filo con cualquier ingrediente, tanto dulce como salado y siempre queda excelente, en el blog podéis encontrar la receta de CESTAS DE CREMA DE MEJILLONES.


Para trabajar con la pasta filo es importante seguir un par de normas: La primera es que hay que mantener la humedad de la pasta, si la dejamos durante mucho tiempo al aire se va a endurecer y no podremos trabajar con ella. Si la tenemos guardada en la nevera tiene que ser envuelta en papel film, y cuando vayamos a trabajar con ella la tapamos con un trapo húmedo mientras no la estemos manipulando. Además tenemos que tener al lado un cuenco con mantequilla derretida o clara de huevo y un pincel, para ir pintando las distintas capas y que se queden pegadas.
Os dejo un video de YouTube donde explican paso a paso como conseguir la forma de triangulo: COMO HACER TRIANGULOS DE PASTA FILO.


INGREDIENTES
1 Paquete de pasta filo
150 gr de queso gorgonzola
2 peras
1 Cucharada de azúcar moreno
50 gr de mantequilla
Semillas de amapola
Semillas de sésamo


PREPARACIÓN

En primer lugar pelamos las peras y cortamos en dados muy pequeños. Ponemos en la sartén con una cucharada de azúcar moreno y salteamos durante un par de minutos hasta que caramelice. Añadimos el queso gorgonzola desmigado y removemos para que de mezcle bien. Ya tenemos el relleno.
Siguiendo las instrucciones que os he explicado antes y con un bol de mantequilla derretida y un pincel al lado, vamos haciendo los triángulos (ver video). Si queremos que los triángulos queden más crujientes podemos poner dos capas de masa filo antes de poner el relleno y empezar a hacer la forma triangular.
Una vez los tengamos pintamos por encima con un pincel y espolvoreamos con las semillas se amapola y el sésamo.
Horneamos durante 10-15 minutos a 150º, hasta que cojan el tono dorado que veis en las fotos. Es mejor si lo comemos recién horneado o templado.


No os olvidéis de que me podéis seguir en FACEBOOK, INSTAGRAM Y PINTEREST y así no os perderéis ninguna de mis recetas ni novedades, además también podéis haceros seguidores del BLOG, os espero!!


Comparte en Google Plus
    Comentarios en Blogger
    Comentarios en Facebook

12 comentarios :

  1. Se ven deliciosos! Me gustaron!
    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Muy rico y muy bonito, que la pasa filo es muy delicada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es verdad que es una masa muy delicada, gracias Carmen!

      Eliminar
  3. Qué ricos!! Me encanta la filo porque da mucho más juego, sólo hay que ver estos ricos triángulos.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es verdad Natalia, da un monton de posibilidades, Besines!

      Eliminar
  4. ohhhh que ricos,les has puesto un relleno ideal!! me chiflan!!

    ResponderEliminar
  5. Me encanta la combinación de pera y gorgonzola y si encima le pones unos trocitos de nuez...para morir del gustirrinín. Un abrazo y desde luego que tus triángulos se ven de lo más atractivos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gran idea, la próxima con nueces!! Un besin Sonsoles

      Eliminar